Cerrar Mapa

Aníbal Fernández: \"La represa de Ayuí Grande pone en riesgo la relación con Uruguay\"

A horas de haber informado sobre la medida cautelar que impondrá el Gobierno Nacional, el jefe de Gabinete alertó que además de contaminar el medio ambiente, la represa en Corrientes pondría a tensar nuevamente la relación diplomática con Uruguay, ya que se violaría el tratado del río.

BUENOS AIRES.-El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, defendió el amparo presentado ante la Corte Suprema contra la provincia de Corrientes ante el emprendimiento que construiría una represa sobre el arroyo Ayuí.

Las razones de la medida se basan en las consecuencias ambientales que podría traer y porque es necesario respetar el Tratado del Río Uruguay, que ya originó un serio conflicto con el vecino país por la planta de pasta de celulosa Botnia.

Tras la conferencia de prensa que brindó ayer por la tarde, Fernández se extendió sobre los fundamentos para presentar un recurso de amparo ante la CSJ contra Corrientes, que busca obtener una medida cautelar de no innovar en el emprendimiento Ayuí Grande, en esa provincia.

El jefe de ministros describió el proyecto, que contempla inundar 8000 hectáreas sobre el arroyo Ayuí, a 50 kilómetros de los esteros del Iberá, como reservorio de riego para unas 77.000 hectáreas destinadas al cultivo de arroz.

“Se produciría un daño ambiental irreversible y la pérdida de diversidad biológica” de la región, advirtió. Y explicó, así, que lo que se busca es “que se paralice cualquier obra”.

Además, dado que el Ayuí es afluente del Río Uruguay, tal emprendimiento podría estar violando el Tratado del Río Uruguay, situación similar, aunque a la inversa, que la que produjo el extenso conflicto por la pastera Botnia, en Fray Bentos.

“Nunca recibimos información adecuada de esta obra. La omisión que produce el gobierno de Corrientes al no aportarnos nunca la información pone en riesgo otra vez la relación Argentina con el Uruguay”, señaló Fernández, en declaraciones a Radio Rivadavia.

“Yo estoy convencido de que el amparo va a frenar las obras”, se esperanzó el funcionario nacional, quien a su vez negó que la decisión tenga algo que ver con que uno de los dueños del proyecto es José Aranda, segundo de Héctor Magnetto en la conducción del Grupo Clarín.

“¿Por qué vamos a complicar nosotros un emprendimiento económico? Ahora, cuando un emprendimiento económico se lleva puesto la cuestión ambiental y un tratado internacional, entonces tenemos que resolverlo. Hay que asegurarles a los correntinos que no van a tener problemas ambientales y a todos los argentinos que no va haber un conflicto con Uruguay”, analizó el jefe de Gabinete.